El Zakat: La Limosna

Contribución solidaria obligatoria

Siendo como es el Zakat uno de los cinco pilares sobre los que gira el núcleo de la religión, el soporte sobre el que se tienden los pasos que comunican a los hombres entre sí a fin de diluir las diferencias y de acortar la amplia distancia que existe entre pobres y ricos, ha sido prescrito por todas las religiones y por todas las legislaciones derivadas de la Revelación divina; y ha sido visto como un imperativo por todas las convenciones sociales presentes en los grupos humanos; resulta también imprescindible al musulmán conocer y aprender sus disposiciones debida a su Señor y de la necesidad de cumplir con su deber frente a los demás.

Valor jurídico del Zakat
Obligatoriedad del Zakat según el Corán, la Sunna y el consenso

El Corán: El Zakat aparece mencionada en el Corán en ochenta y dos (82) versículos conjuntamente con la oración (Salat), afirmando la obligatoriedad de cumplir con él y asegurando una recompensa equivalente par quien lo haga así: la riqueza, material y espiritual, en este mundo y el Paraíso en el venidero. Al mismo tiempo, advierte de las consecuencias de la negligencia en su cumplimiento y expone las graves penas a las que se arriesgan aquellos que son avaros a la hora de llevarlo a cabo puesto que se trata de un derecho de los pobres y de los necesitados. Quien se atreve a no darlo es un desagradecido que niega el favor de Dios para con él, injusto con un derecho humano que viola con su actuación. El dinero sólo es un depósito en préstamo que ha llegado a sus manos, que muy rápidamente las abandona, bien a causa de muerte o a causa de pobreza. Dice Dios:

                “Dad de aquellos en lo que os hemos dispuesto como regentes“(Cap57: 7)

               “Y que no se imaginen aquellos que son avaros con los beneficios que Dios les ha concedido que eso sea lo mejor para ellos. Por el contrario, les perjudica. Aquellos con lo que habrán sido avaros serán enrollado a sus cuellos en el día de la resurrección“(Cap3: 180)

La sunna: El Profeta, sobre él la Paz, dijo a su compañero Mu’ad Ibn yabal cuando lo envió como enseñante al Yemen:

                            “Ciertamente Dios ha impuesto a los ricos de entre los musulmanes el que dispensen parte de sus riquezas en subvenir a los pobres. Estos no sufren por causa de hambre o desnudez sino en en razón de que los ricos no se preocupan de ellos

          Y también dice el Profeta, sobre él la Paz:

                           “No permanece la limosna en una cantidad de dinero sin que la causa de su pérdida

         Y dice también, sobre él la Paz:

                           “No hay ninguna gente que se abstenga de purificar sus riquezas por medio de la limosna sin que se prohíbe al cielo llover sobre ellos. Y no llovería sino fuera por el derecho que tienen a ello las bestias de los ganados“.

El consenso: Todos los sabios de los musulmanes están de acuerdo en que el Zakat es obligatorio.

 

 

Méritos del Zakat

  1. La limosna es un medio de purificación de la persona. Dice Dios en su libro:
    Toma de sus riquezas una limosna que los purifique y los haga mejor“(Cap9: 103)

  2. La limosna es una misericordia de Dios para con su siervo:
    Y cumplid con la oración, ofreced el Zakat y obedeced al Enviado, tal que así se os tendrá misericordia“(Cap24: 56)

  3. La limosna es una bendición y una manera de acrecentar la riqueza:
    Y ofreced el Zakat. La caridad que presentéis para vosotros mismos la encontraréis junto a Dios“(Cap2: 110)
    Y el Profeta, sobre él la Paz, dice:
    No existe ninguna cantidad de dinero que merme por el hecho de dar parte de ella como limosna“.

  4. La limosna es una forma de mantener vivos los lazos de parentesco y de fortalecer los vínculos de amor y aprecio. El Profeta , sobre él la Paz, dice:
    ¡Ofrece el Zakat con parte de tu riqueza, pues es un modo de purificación! ¡Mantén con él la buena relación con los parientes! ¡Y conoce, a través de él, los derechos que tienen sobre ti tanto el pobre como el vecino como el mendigo!“.

  5. La limosna es un medio para alejar el mal y el daño. El Enviado de Dios, sobre él la Paz, dice al respecto:
    Quien ofrece el Zakat que pesa sobre su riqueza estará protegido del mal que pudiera desprenderse de la misma

  6. La limosna es un método de curación de los enfermos. El Mensajero de Dios, sobre él la Paz, dice:
    Curad a vuestros enfermos con la bendición de la limosna

Los modales que exige su cumplimiento

  1. Dirigir la intención exclusivamente hacia Dios.

  2. Agradecer a Dios por poder cumplir con el Zakat, al haber hecho que se deba ofrecer el Zakat y no ser de aquellos que tienen derecho a recibirlo.

  3. Adoptar una actitud de humildad y de afecto hacia los necesitados. Una buena obra cualquiera queda invalidada por la maldad de una expresión verbal que la acompañe:
    Una buena palabra y disculparse es mejor que una limosna a la que siga una vejación. Dios es rico, condescendiente“(Cap2: 263).

  4. Lo más conveniente es que la limosna se dé en secreto y no tenga ningún tipo de publicidad:
    Si hacéis públicas las limosnas, es bueno para vosotros, Si las ocultéis y las ofrecéis a los pobres, entonces, eso es mejor para vosotros“(Cap2: 271).

  5. Rogar a Dios en el momento de ofrecer la limosna para que haga que el Zakat sea un motivo de beneficio y y no de ruina en este mundo y en el otro.

  6. Procurar solucionar situación de necesidad en la que se encuentra el receptor del Zakat por medio de éste. Es decir, que el Zakat sea una forma de ayudar al pobre a salir de su estado de pobreza. ¡ Y cuán digno de elogio es que el montante del Zakat sea suficiente para subvencionar el inicio de un proyecto comercial o de otra naturaleza para evitar que el receptor del mismo se vea obligado a serlo de modo permanente.

  7. Ningún pobre debe ser privado de la ayuda que supone el Zakat, aún en el caso en que su actuación anterior hubiera perjudicado a quien se lo ofrece. El mismo Corán reprendió a Abu Bakr al-Siddiq cuando privó de la ayuda social a una persona que había injuriado a su hija ‘Aisha y le ordenó incluirlo entre los receptores de esa ayuda social.

  8. No está permitido retrasar la entrega del Zakat más allá de su memento en razón de preservar el derecho de los pobres. Se trata de un dinero que tiene que ver con las relaciones establecidos por cada uno de los miembros de la sociedad con los demás. En este sentido es un dinero que pertenece s los necesitados y no se puede utilizar para otros menesteres, ya sean los hijos, la familia, el hogar,…
    En contrapartida es posible aplazar la entrega del Zakat uno o dos años, si de ello se deriva alguna ventaja. Como por ejemplo que algún necesitado quiere abrir un negocio. En este caso, la persona responsable de ofrecer el Zakat puede retrasar su entrega a fin de que la cantidad final acumulada facilite el inicio de proyecto. Desgraciadamente este es uno de los capítulos del conocimiento y de la buena actuación que son descuidados por la mayoría de la gente.

 

 

El Zakat y los impuestos

 

            Los impuestos son un derecho público que posee todo estado legal con el fin de ayudar a la buena instalación de sus habitantes, de atender al funcionamiento de los servicios que presta a éstos y de servir a la ejecución de sus proyectos en todos los campos. Es lo más parecido a las convocatorias hachas por el Enviado de Dios, sobre él la Paz, para reunir recursos en los momentos de penuria y carestía. Sin embargo hoy, este tipo de convocatorias y llamamientos han adoptado una naturaleza específica y bien delimitada. Son los impuestos.

            En lo que se refiere al Zakat, se trata de un derecho particular de los pobres. Los impuestos no puedes, por tanto, suplantar al Zakat.

El Zakat

un derecho en relación con el dinero

            Todo aquel que posee una cierta cantidad de dinero está obligado a ofrecer el Zakat, sea adulto o menor, loco o cuerdo.

            Si el dinero sobre el que recae la obligación de ofrecer el Zakat es sustraído o se pierde tras haber accedido a la cantidad que convierte el Zakat en un precepto obligatorio pero antes de haber sido ofrecido éste, se considera a la cantidad que constituye el Zakat como un depósito de dinero ajeno y, por ello, está sujeto a las prescripciones legales que rigen para los depósitos ajenos. Es decir que si el robo o la pérdida del dinero se han producido por negligencia del responsable del mismo, debe responder por ello y entregar a los pobres el Zakat que les corresponde. Si no hubiera habido negligencia en ello por su parte, entonces no lo considera responsable por la pérdida o sustracción del dinero. Y, por tanto, no está obligado a entregar el Zakat de ese dinero sustraído o perdido.

           Si el responsable de ofrecer el Zakat muere antes de entregarlo, el montante del Zakat debe ser añadido a la suma de las cantidades que se deducen de la herencia que deja tras de sí en concepto de deuda. Es decir que es Zakat (como lo son las deudas del difunto) debe restarse del dinero que ha quedado en herencia con anterioridad al reparto de ésta entre los herederos.

¿En qué es obligatorio ofrecer el Zakat?

  1. En primer lugar, es obligatorio ofrecer el Zakat por aquellos bienes poseídos o adquiridos que reúnen dos requisitos fundamentales:
                                   a) La base imponible, es decir, la cantidad mínima de riqueza cuya posesión se considera indispensable para que la obligatoriedad del Zakat sea efectiva.
    b) El cumplimiento del término temporal que hace obligatorio el Zakat sobre los bienes poseídos o adquiridos, y que, en este caso, es el transcurso completo de un año lunar (que equivale a once meses solares y medio).
    1.1.-El oro, la plata y valores afines.

     

    Clase de Zakat base imponible porcentaje
    oro 85 gramos 2.5 % del valor total
    plata 594 gramos 2.5 % del valor total

     

    El papel moneda entra dentro de este capítulo y se le aplica la misma que el oro puesto que su valor se cotiza con relación a él en todo el mundo.

    Así el caso de España, por ejemplo, el gramo de oro equivale a unas 1.200 Ptas. Si alguien posee 102.000 Ptas. debe ofrecer un Zakat de 2.050 Ptas.
    Quien posea un millón de pesetas debe ofrecer un Zakat de 25.000 Ptas.
    Bienes sobre los que se aplica el Zakat según la norma anterior.
                               a) El dinero ahorrado procedente del sueldo mensual o de una herencia, tanto se es en efectivo, como en oro, plata o en forma de un objeto de valor o bienes inmuebles y tierras. En todos estos casos se calcula el Zakat de la misma forma en que se ha establecido para el oro y la plata.
    Nota:   1) En el caso de los objetos de valor se ha de ofrecer el Zakat por el valor que tenga el objeto con el fin de preservar el derecho de los pobres a recibir al Zakat.
    2) Si la tierra o los bienes inmuebles se adquieren como inversión y no para convertirse en lugar de residencia del propietario, están sometidos al régimen del Zakat.
    b) Las joyas que se adquieren como inversión y no para ser lucidas como adorno. En este último caso no se ha de ofrecer Zakat por ellas.
    c) Las bonos de inversión y las acciones en bancos y empresas.
    1.2.-El comercio de transacción
                             Es en el que se venden los productos por precio del mercado vigente en el momento de llevar a cabo las operaciones de compra-venta sin que su salida al mercado se vea retrasada o aplazada hasta que una subida importante de precios aconseje venderlos en ese instante.
    En este caso el Zakat se ofrece después de contabilizar el total del beneficio conseguido en este tipo de comercio tras haber transcurrido un año lunar completo, deduciendo el 2.5% de ese total.
               Repercusión en el Zakat de las pérdidas sufridas en bienes y actividades lucrativas.
    Las pérdidas que puede experimentar el dinero sujeto a Zakat no tienen ninguna repercusión en ninguno de los aspectos del mismo, puesto que el Zakat sigue vigente en tanto el dinero alcance la cantidad suficiente para ser la base imponible sobre la que se aplica el Zakat.
              ¿Sobre qué se aplica el Zakat; sobre el capital inicial o sobre el capital más los beneficios?
    Se ofrece el Zakat por la suma total del capital inicial más los beneficios obtenidos con él, sin tener en cuenta las fluctuaciones que puedan experimentar el capital o los beneficios durante el año que constituye el período de tiempo sobre el que se aplica el Zakat.
    Ejemplo.
    En un caso práctico si alguien inicia su actividad comercial con un millón de pesetas y sufre pérdidas en ella, en base imponible exigida para tener que ofrecer al Zakat, y, más tarde, en los seis meses siguientes, continua su actividad con beneficios y consigue tres millones de pesetas, debe ofrecer el Zakat por la suma total de los tres millones de pesetas aunque esta cantidad estuviera en su poder con un solo día de anterioridad al cumplimiento del año.
              Modo de valorar el dinero procedente de actividades comerciales.
    En el momento de cumplirse el plazo estipulado para ofrecer el Zakat, el responsable de las actividades comerciales debe contabilizar (sumar y restar) los distintos capítulos en los que se reparte su dinero.
    a) El capital inicial.
    b) Los beneficios.
    c) Las deudas de las que es acreedor (es decir, el dinero que se le debe) y que espera cobrar.
    De la suma de lo anterior deberá restar lo siguiente:
    a) Las deudas irrecuperables de las que es acreedor (es decir, el dinero que se le debe y que no espera poder cobrar).
    b) Los impuestos que ha de pagar al Estado.
    c) Los gastos relativos a los trabajadores (sueldos, seguridad social,…).
    d) Los gastos personales y familiares.
    Después de haber realizado la operación anterior, aplica el 2.5% al resultado final.
               Estimación del valor de los productos.
    Para ofrecer el Zakat de los productos comercializados se les aplica el valor que rige en el mercado. Si alguien compra un producto por la cantidad de un millón de pesetas y, tras la compra, el valor de ese producto se eleva a un millón y medio, debe ofrecer el Zakat que corresponde al nuevo valor, es decir, un millón y medio.
    ¿Debe incluirse el valor de los bienes productivos en el cálculo del Zakat?.
    No se ofrece Zakat por los bienes raíces poseídos. Únicamente se ofrece Zakat por aquellos que producen. A esto hay que añadir:
    a) El valor de radicación de los solares de las fábricas y empresas.
    b) El equipamiento industrial (maquinaria).
    c) Los bienes inmuebles arrendados.
    d) Las viviendas amuebladas.
    e) Las tierras de cultivo arrendadas. Esta disposición afecta al dueño de la tierra que las arrienda, puesto que ofrece el Zakat que corresponde al arriendo de las mismas, y no al arrendatario que las cultiva. De éste último se hablará en el capítulo dedicado a los cultivos, si Dios quiere.
    En todos los apartados anteriores se ha de ofrecer el Zakat por la producción llevada a cabo y no por el valor de los bienes raíces como ya se indicó.
    Notas:
    1) En el caso de un dinero bajo confiscación preventiva por algún tipo de orden judicial, no se ofrece el Zakat en tanto en cuanto siga bajo confiscación. En el momento en que la confiscación preventiva es levantada, se ha de ofrecer el Zakat por todos los años que el dinero ha permanecido confiscado.
    2) En el caso en que se trata de un dinero depositado como garantía bancaria se ha de ofrecer el Zakat por su cuantía cada año.
                                  1.3.-El Zakat de los animales elevados según el módulo de la ganadería extensiva.
    a) El ganado compuesto por camellos.
    b) El ganado bovino.
    c) El ganado ovino.
    d) El ganado caprino.

    Nota: En otras latitudes, puede haber variación en el tipo de ganado por el que se debe ofrecer el Zakat, como puede ser el caso de los rebaños de llamas y vicuñas en los Andes.

    El Zakat que se ofrece por estos grupos de animales precisa de detalle que, debido a la brevedad de este opúsculo, no entra en su objetivo el extenderse en él.
    En lo referente a los animales destinados al engorde, la producción de leche o de seda entran dentro del capítulo de las actividades comerciales a las que se aplica el 2.5% sobre la base imponible, tal como ya se ha mencionado con anterioridad al hablar del Zakat en el sector del comercio. Esta consideración tiene como objeto facilitar la cuestión y simplificarla, pero es preciso indicar que existen diversas opiniones al respecto.
                                 1.4.- El Zakat de los animales cuya carne no es objeto de consumo.
    Si este tipo de animales son objeto de comercialización, cualquier que sea el motivo, se debe ofrecer el Zakat aplicando en ello lo establecido, más arriba, para las actividades comerciales.

  2. Bienes y Actividades sujetos a la ofrenda del Zakat con el único requisito de la existencia de la base imponible.

    2.1.- El comercio de especulación:
    que es aquel que consiste en acumular un producto que no se comercializa sino en el momento en que su precio en el mercado proporciona los mejores beneficios. Es propio de sectores específicos como la compraventa de tierras y de bienes inmuebles y otros. Aquí se recoge la opinión del Imam Malik. Sin embargo, hay otros imames que no coinciden con él en esta opinión. La mayoría de ellos consiste que este tipo de comercio debe de ofrecer el Zakat de forma anual, como sucede con los otros tipos de actividades comerciales.
    Nota: El comercio de especulación no puede ser efectuado con productos de primera necesidad.
                           ¿Cómo se lleva a cabo el Zakat del comercio de especulación?
    El Zakat se deduce de una sola vez en el momento de la venta del producto sin que se tome en consideración ningún plazo limite de tiempo, es decir, que el Zakat debe ser ofrecido en el instante mismo en que tiene lugar la venta del producto.
    La base imponible sobre la que se aplica el Zakat en este caso en la suma que resulta del beneficio de la venta una vez deducidas de ella las cantidades pertinentes en concepto de impuestos del Estado y los gastos relacionados con el mantenimiento de la tierra.
                              2.2.-Productos agrícolas procedentes del cultivo o de la recolección.
    Se ofrece el Zakat de los productos agrícolas procedentes del cultivo o de la recolección en el momento de su cosecha, de acuerdo a la palabra de Dios que dice:
    Y ofreced su derecho el día de su cosecha“(Cap6: 141)

    El Zakat de los cultivos:
    Ha de ofrecer Zakat por todo aquello que el hombre extrae del cultivo de la tierra. Esta es la opinión del Imam Abu Hanifa, de ‘Umar Ibn ‘Abd al-‘Aziz y de otros.

    La base imponible del Zakat de los cultivos:
    La base imponible (es decir la cantidad mínima a partir de la cual ha de ofrecer el Zakat por poseerla) en este caso está en los 653 Kilos. Aunque hay que mencionar que Abu Hanifa no tine en cuenta ese requisito para que sea obligatorio ofrecer el Zakat.
    Estimación del valor del Zakat:

    En el caso de los cultivos que no precisan de riego se ofrece la décima parte de la cosecha como Zakat.
    En los cultivos de regadío o que precisan algún tipo de riego por medio de norias, acequias u otros métodos, se ofrece la mitad de la décima parte de la cosecha (es decir, el cinco por ciento).

    Modo de ofrecer el Zakat:
    Se deducen todos los costes y los gastos que sido necesarios para llevar adelante el cultivo como son los derivados de la compra de semillas, el coste de la labranza y las reformas o innovaciones introducidas en el cultivo, etc. Un vez deducidos estos costes y gastos, se aplica el porcentaje correspondiente del Zakat a lo que queda, es decir, el cinco por ciento.
    Esta es la opinión de Ibn ‘Abbas, de Ibn ‘Umar y de Ibn Hazm.
    Nota: En el caso de la tierra poseída en comandita, es decir, que tiene varios propietarios, cada uno de ellos debe ofrecer el Zakat por la cantidad de la cosecha que le pertenece, siempre y cuando que dicha cantidad alcance el mínimo da la base imponible (653 Kilos).

    El Zakat de la miel:

    Base imponible:
    La cantidad mínima de miel a partir de la cual se hace obligatorio ofrecer el Zakat es, como en el caso del Zakat de los cultivos, de 653 kilos.

    Modo de ofrecer el Zakat:
    Se ofrece el décimo de la cantidad de miel poseída después de deducir los costes derivados del mantenimiento de las abejas y de las colmenas.

  3. Bienes sujetos al ofrecimiento del Zakat sin requisito previo para ello.

                                   3.1.-Los tesoros que han sido hallados.
    En el caso que el tesoro sea descubierto en una tierra de propiedad particular, el tesoro pertenece al propietario o a sus legítimos herederos. Si el tesoro se descubre en una tierra sobre la que no rige ningún título de propiedad, entonces el tesoro pertenece a quien lo haya descubierto. En este último caso deberá ofrecer el quito  del total del tesoro como Zakat sin tomar en cuenta ni su cantidad ni ningún plazo de tiempo. Sin embargo, si existe una ley en el país que obliga a la entrega de este tipo de hallazgos por su valor histórico o arqueológico a la Administración del mismo, debe cumplirse dicha ley. En estas circunstancias no se ha de ofrecer ningún Zakat.

                                  3.2.-Los metales:
    Sea la forma que sea la que presenten estos metales cuando son hallados, ha de ofrecerse por ellos la quinta parte de su cantidad total. Si la extracción y explotación de los yacimientos se halla en manos de empresas públicas, no se debe pagar Zakat por el metal extraído ya que dichas empresas trabajan para el interés general.

¿Quién tiene derecho a percibir el Zakat?

                      La pobreza posee una dimensión subjetiva. Cada individuo le concede una forma y un fondo distinto que depende de su concepción de la vida, de la dinámica de la existencia y del conocimiento que posee de las relaciones de intercambio con los demás. Por eso el Islam ha dibujado cuales son los posibles caracteres generales que indican la condición de pobreza. La razón de estas indicaciones está en intención de preservar el derecho de todos aquellos que entran en el ámbito de esa condición e impedir que ningún grupo de este colectivo se vea privado de la necesaria atención social hacia ellos. De esta manera se llama la atención del resto de la comunidad sobre ellos sin que los pobres se vean obligados a mostrar una actitud vergonzante para reclamar los derechos que le son propios y que es un deber para el conjunto de la sociedad el asegurar su respeto y cumplimiento.

                      La siguiente relación sigue, literalmente, la disposición que muestra el versículo coránico que se halla en la sura del Arrepentimiento (al-Tawba, Cap9:60).

  1. Los pobres. Son aquellos que han sido desposeídos por la indigencia y se ven en la privación por causa de necesidad hasta el punto de ser algo evidente y de fácil comprobación sin que muestren preocupación por el carácter de su pobreza.

  2. Los necesitados. Son aquellos que sufren algún tipo de necesidad o los pobres cuyo amor propio y dignidad no les permite hacer patente su pobreza hasta el grado de poder ser considerados ricos como resultado de mostrarse conformes y satisfechos con la situación que viven.

  3. Los recaudados del Zakat. Son las personas encargadas de recoger la cantidades pertenecientes a este concepto y que deben ser, por imperativo legal, funcionarios designados por el Estado.

  4. Quienes deben ser reconciliados en su corazón. Son aquellas personas que han abrazado recientemente el Islam y que precisan de atención especial para acercar más sus corazones al resto de los musulmanes y confirmar así su nueva situación de creyentes.

  5. Los privados de libertad. Son los esclavos. En este caso el Zakat se utiliza para su liberación y manumisión. Hoy en día, este capítulo incluye el apoyo en la lucha contra la injusticia y la ayuda a los estudiantes.

  6. Los deudores.

  7. En la causa del amor a Dios. Engloba todos aquellos capítulos que tienen como objetivo proteger a la sociedad, sostener su progreso en todos los campos que aportan beneficio.

  8. El Hijo del Camino. Es decir aquellos que se encuentran en una situación de necesidad fuera de sus lugares de residencia habitual.

El Zakat del ayuno

  1. -Es un acto de culto obligatorio para todo musulmán que presencia el mes de Ramadán aun en el caso de que el nacimiento de ese musulmán tuviera lugar un minuto antes de la puesta del sol del último día de Ramadan

  2. -La cuantía de la limosna del ayuno se determina con arreglo al nivel de vida del lugar de residencia y las posibilidades que permite el promedio de gastos que conlleva mantener a la familia del donante.

  3. -El Zakat del ayuno se ofrece con arreglo a la situación socio-económica de cada país y las necesidades de sus habitantes, atendiendo a las palabras del Profeta, sobre él la Paz, que dice: “Ahorradles (a los necesitados) el que tengan que pedir en este día (de la fiesta del fin del Ayuno)“.
    Por este motivo, en España se considera más conveniente el ofrecer este Zakat en metálico.

  4. Es pertinente que el Zakat del Ayuno se ofrezca pronto, aun en el primer día del mes, para que la gente pueda atender a sus necesidades durante el mismo o pueda prepararse con tiempo para la celebración de la Fiesta del fin del Ayuno.

El Zakat: La Limosna
5 (100%) 1 vote

3 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *